Hardware

¿Cuál es la velocidad real de las redes inalámbricas?

1_-_redes_velocidad.jpgHoy en día existen muchos estándares inalámbricos y las nuevas tecnologías pueden enlazar múltiples canales o frecuencias para lograr un mayor rendimiento.

A continuación se muestra un desglose de las distintas variedades de estándares WiFi 802.11 que existen y sus correspondientes velocidades máximas. Estas velocidades inalámbricas que dan los fabricantes son teóricas y además se calculan utilizando de forma combinada las velocidades de subida y bajada, por lo que son aún más irreales.

Las velocidades según los estándares son:

11b: Velocidades de 11Mbps a 2.4GHz
11a: Velocidades de 54Mbps a 5 GHz
11g: Velocidades de 54Mbps a 2.4GHz
11n: Teóricamente puede trabajar a 150 Mbs, 300Mbps, 450Mbps y 600Mbpstanto a 2.4GHz como a 5 GHz si bien algunas de ellas están reservadas para configuraciones especiales en determinados router en las que se unen circuitos físicos en circuitos lógicos.
11ac- 1300+Mbps (5 GHz) – nuevo estándar que utiliza canales más amplios mediante el sistema QAM que combina la fase y la amplitud de la onda. Para un mayor rendimiento.

 

Hasta aquí la teoría, pero la realidad es muy distinta y las velocidades inalámbricas reales varían significativamente en relación a las velocidades máximas teóricas que se mencionan arriba debido fundamentalmente a:

  • La distancia – La distancia desde el punto de acceso, así como cualquier obstrucción física como pueden ser las paredes, el bloqueo de señal o materiales que afectan a la propagación de la señal reducen considerablemente la velocidad.
  • La interferencia – la existencia de otras redes inalámbricas o dispositivos en la misma frecuencia y en la misma zona afectan al rendimiento.
  • El ancho de banda: Tanto el ancho de banda original como su compartición con los usuarios de una misma red inalámbrica o del mismo punto de acceso afecta significativamente

Adicionalmente la trasferencia de datos a través de la capa de red IP reduce el rendimiento a un 60% de la tasa de conexión aérea. Asociado a esto en la práctica la Wifi se comporta con un funcionamiento “half-duplex” ya que la información está siendo duplicada como consecuencia de la necesidad de confirmación de paquetes a través el medio (ACK’s) y el sistema de anunciamiento para evitar colisiones CSMA/CA.

Si a esto se une un elevado número de conexiones inalámbricas, el nivel de seguridad de la red e incluso el tipo y calidad del router el efecto sobre la velocidad es aún más notable.

En estas condiciones y siendo “muy optimistas” y no considerando algunos de estos factores, las velocidades reales que se pueden esperar de los dispositivos inalámbricos a una distancia razonable, con baja interferencia y con un número reducido de clientes simultáneos son:

11b- 2-3 Mbpsde bajada, y 5-6 Mbps en casos muy concreto
11g- ~20 Mbpsde bajada
11n- 40-50Mbps normalmente y varía sustancialmente dependiendo de la configuración, si es mixta o solo N, el número de canales enlazados, etc. En una situación ideal especificando un solo canal en los 40MHz se podría llegar a conseguir 70-80Mbps con routers de última generación. Incluso se podría llegar a 100 Mbps con equipos de gama muy alta con matrices 8x8, puertos gigabit, etc.
802.11ac se mueven entre los 70-100+ Mbps con posibilidad de alcanzar velocidades más altas en distancias cortas sin muchos obstáculos y siempre con las generaciones más recientes de routers 802.11ac routers, y con adaptadores susceptibles de flujos múltiples.

Finalmente, un aspecto nada despreciable pero que con frecuencia olvida el usuario es que a todo esto además hay que unir la calidad de la Wifi de su equipo ya sea ordenador, Tablet o Smartphone así como los programas, antivirus y estado general de su dispositivo, por poner algunos ejemplos.

En esta situación y por mucho empeño que pongamos los instaladores de redes Wifi no cabe otra expresión que el clásico “De donde no hay no se puede sacar”

 

 Martín Gil 

© 2016 SISTIC – SOS Informatica Soluciones TIC Salamanca. Todos los derechos reservados